Clinica Nutrimed

Nutrición y Obesidad

Introducción

Los campos tratados son los siguientes:

• Sobrepeso y Obesidad

• Trastornos de la conducta alimentaría

• Delgadez y desnutrición

 

¿Tengo obesidad o sobrepeso?

Desde un punto de vista práctico, podemos definir la obesidad como un exceso de grasa en el cuerpo.

Para conocer si tienes obesidad, no siempre es suficiente con mirarte al espejo o subirte a una báscula. Debes recurrir a un método preciso, fácil de medir y aceptado científicamente. Para ello se emplea el índice de masa corporal (IMC), que relaciona el peso y la talla de una persona. Una vez que hayas calculado tu IMC, observa la tabla y comprueba si tienes o no obesidad.

Sólo se considera que existe exceso de peso si se supera el límite de 25 kg/m2 en eI IMC. El problema real de obesidad aparece a partir de los 30 kg/m2, donde empiezan a surgir implicaciones para la salud.

 

Divide tu peso entre el cuadrado de tu altura, y sabrás tu índice de masa corporal (IMC)

Formula peso ideal

hasta 24,9 - Peso normal

entre 25 y 29,9 - Sobrepeso

+ de 30 - Obesidad

Recuerda:
Medirte con la espalda totalmente recta y los pies perfectamente apoyados sobre el suelo
Pesarte con la menor ropa posible, descalzo y antes de comer

¿Dónde se acumula mi exceso de grasa?

La distribución de la grasa corporal depende de factores hormonales y genéticos. En las mujeres el tejido adiposo suele predominar en muslos y caderas, por lo que se conoce como distribución en forma de pera. En los hombres, sin embargo, la grasa tiende a acumularse en el abdomen, con una distribución en forma de manzana.

No sólo es importante conocer qué grado de obesidad tienes, sino también en qué parte del cuerpo se acumula la grasa. La obesidad con distribución abdominal se asocia con una predisposición al desarrollo de enfermedades como diabetes, hipertensión arterial, aumento de las grasas en la sangre (colesterol y triglicéridos) y enfermedades cardiovasculares. La acumulación de grasa en muslos, sin embargo, no se relaciona con estas enfermedades.

La medida de la circunferencia de la cintura también es una forma de conocer el tipo de obesidad que presenta una persona. Los límites para la medida del perímetro de la cintura son diferentes en el caso de los hombres (102 cm) y de las mujeres (88 cm).

----------------------------------------------------

Para saberlo debes medirte la cintura:

• Inspira normalmente
• Expulsa todo el aire
• Contén la respiración
• Mide a la Altura del ombligo

----------------------------------------------------

Valores máximos saludables:

Mujeres: menor de 88 centímetros
Hombres: menor de 102 centímetros

Posibles alteraciones asociadas a la obesidad

La obesidad se asocia con una amplia gama de enfermedades que afectan a la calidad de vida de la persona. Diversos estudios realizados en todo el mundo confirman que las personas obesas tienen una menor supervivencia que las personas delgadas como consecuencia, generalmente, de una mayor frecuencia de enfermedades cardiovasculares.

Posibles alteraciones. Las enfermedades que más se han relacionado con la obesidad son la hipertensión arterial, la diabetes mellitus, la artrosis, la arteriosclerosis, los problemas respiratorios e incluso algunos tipos de cáncer. Además existen problemas psicológicas y de autoestima, asociados a la obesidad, que repercuten en las relaciones personales y laborales e incluso pueden conllevar situaciones más graves de ansiedad y depresión.

Es importante destacar la apnea del sueño, que es un trastorno que se relaciona con la obesidad. Consiste en una dificultad respiratoria durante el sueño, con presencia de ronquidos e incluso frecuentes pausas de apnea (que significa quedarse sin respiración). Esta situación es muy grave y puede derivar en enfermedades con riesgo de muerte, como hipertensión arterial, arritmia e insuficiencia cardiaca.

------------------------------------------------

• Problemas de corazón
• Problemas respiratorios
• Varices
• Diabetes
• Gota
• Tensión arterial elevada
• Exceso de colesterol y triglicéridos
• Alteraciones psicosociales con una gran repercusión en la calidad de vida, reducción de la autoestima y asilamiento social

-------------------------------------------------

¿Qué riesgo tengo de padecer enfermedades?

Con tus datos de IMC y circunferencia de la cintura puedes clasificar mejor tu sobrepeso u obesidad y saber algo más a cerca del riesgo de padecer en un futuro algunas enfermedades como la diabetes, hipertensión arterial y enfermedades coronarias. Para ello consulta la tabla adjunta.

Debes recordar que el riesgo de padecer estas enfermedades significa que se tiene una mayor predisposición a presentarlas, pero no necesariamente que se vayan a desarrollar.

La relación entre tu índice de masa corporal y la cintura abdominal te ayuda a conocer el riesgo de padecer enfermedades:

 
  Circunferencia de la cintura
 
IMC Clase obesidad Hombres < ó = 102 cm
Mujeres < ó = 88 cm
Hombres>102 cm
Mujeres > 88 cm
 
25,5-29,9 Sobrepeso Ligeramente aumentado Aumentado
30,0-34,9 Obesidad 1 Aumentado Alto
35,0-39,9 Obesidad 2 Alto Muy alto
+ 40,0 Obesidad mórbida Muy alto Muy alto
 

Beneficios de una pérdida de peso

Si estás buscando argumentos para comenzar con un programa de pérdida de peso, aquí tienes algunos para decidirte. Piensa en los beneficios que podrás obtener cuando pierdas peso, como son la mejora de tu salud y de tu condición física, autoconfianza, mejor rendimiento laboral, relaciones más satisfactorias con los demás y la posibilidad de reducir la talla de las prendas de vestir.

Es relevante cómo la pérdida de peso mejora la mayoría de estas alteraciones.

• Reduce la mortalidad
• Mejora el control de: diabetes / hipertensión dislipemia
• Aporta calidad de vida

La pérdida de peso debe ser progresiva

El tratamiento de la obesidad consiste en realizar un programa de control del peso a largo plazo, que no lleve implícito unas normas rígidas. Es fundamental que estés convencido y dispuesto a seguir un programa de modificación de hábitos de vida, no sólo durante unos meses sino probablemente para toda la vida.

ProgresividadNo se puede perder peso a la carta: muchos kilos y en poco tiempo. Debes saber que para combatir la obesidad debes eliminar grasa corporal, y que se necesita tiempo para perder kilos de tejido adiposo.

Un objetivo razonable es perder un promedio de medio kilo de grasa por semana, lo que equivale a reducir en 500 calorías diarias la ingesta habitual. El adelgazamiento lento y gradual no es tan espectacular como la pérdida de peso lograda con dietas de moda, pero a la larga es más eficaz.

Desde el punto de vista médico, se considera que una pérdida del 5 al 10% del peso corporal inicial y mantenida a largo plazo es suficiente para controlar muchas de las patologías asociadas con la obesidad.

• Lenta y gradual pero con eficacia a largo plazo
• Es importante estar plenamente convencido
• Piensa en tu nivel de motivación y en tus expectativas
• Confía en tu seguridad para alcanzar tus metas

Cómo mantenerme en el peso

Debes fijar tu objetivo en mantener tu peso razonable (pérdida del 5% del peso inicial). Pésate una vez a la semana y anótalo para hacer un seguimiento, pero no te desalientes si tu peso sube en ocasiones, fíjate sólo en las pérdidas totales desde el inicio del programa.

Sigue aprendiendo lo que puedas acerca de los alimentos, de su composición y de nuevas técnicas culinarias para variar tus menús. No cambies tus patrones alimentarios durante el fin de semana o en vacaciones y mantén una actividad física regular, con al menos treinta minutos diarios de ejercicio.

Si ya conseguiste perder un 5%, para mantenerlo:

• Recuerda cuál es tu peso razonable
• No te desanimes si tu peso aumenta en ocasiones, sólo fíjate en las pérdidas totales desde el inicio del programa
• Pésate una vez a la semana y anótalo
• Aprender a controlar el peso es el éxito para el futuro

Existe una dieta recomendable

Tu dieta debe ser equilibrada:
• variada
• balanceada y moderada en las cantidades
• con control médico

La importancia de un cambio de estilo de vida

Un mínimo de actividad física es imprescindible para perder peso con éxito; podrás comer menos pero si no gastas la energía que tienes almacenada te costará mucho más perder kilos.

Cualquier tipo de actividad, por pequeña que sea, si se mantiene de manera constante a lo largo del tiempo aporta grandes beneficios. Con la actividad física se consumen más calorías, se consigue un control de la tensión arterial, mejora el colesterol, disminuye el riesgo cardiovascular, e incluso tiene efectos psicológicos positivos, mejora el humor, aumenta la autoconfianza y elimina el estrés y la ansiedad.

El ejercicio moderado durante 30 a 45 minutos de 3 a 5 días semanales, si es posible por tu condición física, es bueno para:

• La depresión
• El dolor de espalda
• Perder peso
• Mejorar el humor y reducir el estrés

Recetas de cocina de la Clínica Nutrimed

Todas las recetas han sido realizadas y supervisadas por el Equipo Médico de la Clínica Nútrimed.

Ver todas las recetas de cocina

 

  • Tratamientos

  • Inicio

  • Versión Pc